Aprende el efecto “doble exposición” que aparece en True Detective

 

¿Te gustaría utilizar un recurso muy llamativo e interesante para impactar más con tus vídeos creativos?

¿Y si, además, fuera muy fácil de conseguir y no tuvieras que salir de casa para hacerlo?

Si has respondido “sí” a las dos preguntas, te interesa mucho quedarte a leer este post. De entre todos los efectos estéticos que existen, uno de los que más me gusta sin duda es el de “doble exposición”.

Aparte de que es muy visual, te da mucho juego a la hora de combinar diferentes imágenes, fondos y colores.

Ah… ¿no sabes qué es la doble exposición?

Quizás por el nombre puede que no te suene, pero seguro que lo has visto en muchos vídeos creativos, como videoclips o series. Un ejemplo perfecto para demostrártelo es la “intro” de la famosa serie True Detective. Te voy a dejar un par de ejemplos para que veas que lo utilizan todo el rato.

Serie True Detectives

Así que hoy voy a enseñarte a conseguir este tipo de resultados, con los recursos básicos. ¿Empezamos? Vamos allá.

 

Qué necesitas para hacer el efecto “doble exposición”

Pues lo único que vas a utilizar va a ser una cámara (da igual la que sea, en serio), junto con tres materiales:

1 – Un clip en el que aprezcas tú o cualquier objeto, pero que tenga el fondo completamente blanco

Efecto doble exposición en vídeo

Para esto tienes varias opciones. Una es tener una pared blanca en casa. Si no tienes, busca alguna pared que tenga un color claro, por ejemplo, la que yo utilicé para este ejemplo es de color crema, lo cual me servía. Luego, puedes iluminarla con los focos para que se vea totalmente blanca.

El truco está en colocarnos delante de la cámara de manera que, nosotros estemos poco iluminados y la pared totalmente iluminada. De esta forma, conseguimos que la pared salga “quemada”. Y no necesitas que esté toda la pared blanca, con que lo esté la parte que está detrás de ti, vale.

Cómo hacer efecto doble exposición

Bueno, Rubén, pues da la casualidad de que no tengo focos ni paredes blancas o de color claro… ¿qué hago?

No te preocupes.

Como lo importante ya sabes que es que tú aparezcas oscuro y el fondo muy iluminado, puedes buscar un espacio que te pueda generar estas condiciones. Un ejemplo sencillo podría ser ponerte delante de una puerta o una ventana (abierta, claro).

Crear efecto doble exposición en vídeo

 

2 – Un clip que sea bonito y artístico, que podamos fundir con el nuestro

Cualquier imagen que quede bonita y resalte, te servirá. Aquí ya depende mucho de los gustos y capacidad creativa de cada uno, pero las opciones son prácticamente infinitas. Algunos tipos de clips que te pueden dar resultados muy chulos, son:

  • Timelapses
  • Planos aéreos con un dron
  • Secuencias con un movimiento suave y bonito

Y, en definitiva, cualquier imagen que tenga un gran rango dinámico, con muchos contrastes entre los claros y oscuros, para que se vea mucho más atractivo cuando apliquemos el efecto.

También puedes usar fotografías si lo prefieres, pero también puedes animarlas para que no sea un fondo estático.

Efecto doble exposición en Premiere

 

3 – Un programa de edición de vídeo que permita “jugar” con los modos de fusión

En los modos de fusión está la clave. No hay un programa en específico que tengas que usar, pero ya sabes que yo siempre opto por el gran Adobe Premiere.

Si no tienes programa de edición o no sabes usarlo, te recomiendo que visites mi post sobre los 10 primeros pasos para comenzar en Premiere. Y si por casualidad te gustaría tener un nivel avanzado, echa un vistazo a mi curso completo para editar con Adobe Premiere, con el que podrás desatar tu potencial creativo.

Vale, ¿ya tienes los 3 materiales necesarios? Pues vámonos a Premiere.

 

Cómo hacer el efecto “doble exposición” con Premiere

Lo primero que tienes que hacer al abrir el programa, es importar los clips que vamos a utilizar dentro del timeline. Primero, lo hacemos con el que aparecemos nosotros o la persona en cuestión.

En el panel de “controles de efectos”, vamos a seleccionar el icono de la pluma (se encuentra en la pestaña “opacidad”), para crear una máscara.

Herramienta pluma Adobe Premiere

Con el ratón, vamos creando la máscara alrededor de la persona o el objeto. Ten cuidado de no dejarte ninguna parte fuera de la máscara.

Premiere doble exposición

Lo siguiente que tenemos que hacer, es aumentar el calado de la máscara, para que los bordes sean más suaves y la transición entre esta y el clip de fondo sea más natural. Para ello, tienes que irte de nuevo a “controles de efectos” y se habrá creado una nueva pestaña llamada “máscara (1)”. Ahí encontrarás el parámetro del calado, el cuál tendrás que aumentar hasta que veas que los bordes quedan más difuminados.

El siguiente paso es añadir un fondo blanco a la secuencia, para que no se note el clip que hemos recortado.

Debajo del panel “proyecto”, vamos al icono de un folio con la punta doblada, damos clic y elegimos “color mate”. Escoges el color blanco y le das a “aceptar”.

Ya vamos terminando, queda muy poco.

Para esta última parte, tienes que coger la capa que pertenece al clip que vamos a poner de fondo, y la colocamos encima de las otras dos. Es decir, encima del clip principal y del fondo blanco que hemos creado. Y ahora es cuando sucede la “magia”.

Es tan sencillo como volver a irnos a “controles de efectos” (con este último clip seleccionado) y luego en la pestaña “opacidad”, cambiamos el modo de fusión a “pantalla”.

 

 

¡Y listo!

Habrás visto cómo el efecto aparece automáticamente. A partir de aquí, puedes dejarlo tal como quede, o puedes ir haciéndole algunos ajustes para mejorar el resultado.

Por ejemplo, puedes hacer una corrección de color aumentando un poco la saturación, cambiando el balance de blancos, la temperatura del color y todo lo que se te ocurra. Si lo que estás buscando es un resultado muy creativo, puedes ir experimentando sin miedo, ya que no es necesario que sea realista.

También puedes hacer lo mismo con las sombras, las luces o modificando la máscara que has dibujado.

 

Algunos consejos finales sobre cómo hacer el efecto ‘doble exposición’

Una vez que tengas muy claro cómo se funden unas partes u otras dependiendo de si son blancas o negras, debes tenerlo en cuenta a la hora de grabar, porque no es lo mismo utilizar ropa blanca que ropa oscura.

Si llevas ropa oscura, esta se va fundir completamente con el clip de fondo. En cambio, si usas ropa blanca, al ser esta del mismo color que el fondo blanco, no se fundirá con el clip de fondo. Y en la manera en que combines el blanco y el negro en tu ropa, podrás conseguir que el efecto sea aún más interesante y artístico.

Por ejemplo, una camiseta que sea blanca y negra, tendrá un efecto muy llamativo, porque habrá partes que se fundan con el fondo y partes que no.

La cuestión y la idea que quiero transmitirte es la misma de siempre: que con muy poquito, se puede hacer mucho.

Espero que te el post te haya gustado y te sirva para poder crear un montón de ideas nuevas para tus creaciones. Me gustaría mucho que me digas en los comentarios si ya lo has utilizado y si utilizas alguna técnica creativa que no hayamos mencionado aquí ?

Hasta el próximo tutorial, ¡¡un abrazo!!

Rubén.

Interacciones del lector

Comentarios

    • Rubén

      Qué tal Cristian? 😜 Las felicitaciones y agradecimientos son la energía que empuja a RunbenGuo! Cómo podría cansarme de ella?… Mil gracias.

    • Carol Runbenguo

      Hola Carlos!Los agradecimientos nunca pueden cansar porque aportan esa energía del agradecimiento que nos genera agradecimiento a nosotros también y es una energía maravillosa 😀
      Saludos hasta Arabia Saudí!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *